Área privada

¿Necesitas ayuda?

91 665 59 51

¿Necesitas ayuda?

91 665 59 51

Microsoft se inspira en Windows 7 para el nuevo Windows 10

Después del 7 y el 8 para Microsoft no viene el 9 sino el 10. Ése será el número que acompañará a la próxima versión de Windows, prevista para finales de 2015. La compañía ha presentado este martes en la ciudad de San Francisco un avance de las novedades del sistema operativo, aunque la principal sonará ya muchos de los usuarios.

Windows8_serpasat

Tal y como se sospechaba Windows 10 dará marcha atrás en algunos de los cambios realizados en la versión actual, Windows 8, que ha tenido una fría recepción en el mercado. El más importante será la vuelta del menú Inicio clásico. Microsoft trató de eliminarlo en la primera versión del actual sistema y ha ido recuperando poco a poco la funcionalidad en sucesivas actualizaciones. La nueva versión incluirá además una búsqueda universal, capaz de encontrar archivos en el disco duro o información en la red a partir de una única consulta.

Windows 10 será mucho más parecido, en realidad, a Windows 7, la versión de mayor éxito hasta la fecha. Los PC arrancarán en un escritorio convencional, con iconos y carpetas en lugar de la interfaz teselada ModernUI que Microsoft trató de popularizar con la llegada de los ordenadores de pantalla táctil. Estas teselas seguirán presentes en Windows 10 pero de manera mucho más discreta, junto a las opciones del menú Inicio. Las aplicaciones creadas en los últimos años para la nueva interfaz podrán seguir utilizándose, pero se ejecutarán en ventanas convencionales.

Para Microsoft la existencia de una doble interfaz – una pensada para usuarios con ratón y otra para los de pantalla táctil-, se había convertido en un problema, sobre todo en entornos empresariales. Pocas grandes empresas han dado el salto a Windows 8 en los últimos años y el sistema contaba sólo con una cuota instalada del 12,68%. Su adopción ha sido más lenta, de hecho, que el malogrado Windows Vista.

Joe Belfiore, responsable de la división de Windows en Microsoft, cree no obstante que el problema de la adopción de Windows 8 en la empresa se debe sobre todo a la necesidad de formar a los usuarios por el cambio radical de diseño y que esta nueva versión, más parecida a Windows 7, tendrá mejor acogida. «Este va a ser nuestro sistema operativo más integrador, convirtiéndose en el mejor lanzamiento que Microsoft haya hecho destinado a clientes empresariales», asegura también Terry Myerson, Vicepresidente Ejecutivo del grupo de Sistemas operativos de Microsoft.

Un único Windows

Windows 10 será la primera versión que unirá todo tipo de plataformas. Microsoft no tendrá un sistema operativo diferente para teléfonos, como ocurre en la actualidad. Será la misma arquitectura que Microsoft usará en servidores y en aplicaciones en «la nube». Los desarrolladores podrán crear aplicaciones capaces de adaptarse a todo tipo de tamaños de pantalla y formas de control. Habrá también una tienda de aplicaciones unificada para todos ellos.

El nuevo Windows mantendrá también algunos de los cambios de Windows 8 que facilitan el control mediante dispositivos táctiles y ofrecerá a los fabricantes de PC la posibilidad de ofrecer una experiencia más completa en los productos híbridos, con una interfaz adaptada para los usuarios que quieran usar el dispositivo como una tableta convencional.

La nueva versión del sistema operativo no llegará al mercado hasta finales de 2015 pero las primeras versiones beta estarán disponibles mañana para desarrolladores y usuarios que quieran formar parte del proceso de desarrollo.

Inicia sesión para entrar en el área privada
Abrir chat
1
Hola, estas en la Web de Serpasat:
¿En qué podemos ayudarte?